Empezar el año nuevo con energía

año nuevo

Empezar el año nuevo con energía

La idea de un envejecimiento activo es fundamental para mantener una calidad de vida. En este artículo te explicamos de qué manera los mayores pueden empezar el año nuevo con energía.

Propósitos para el año nuevo

Hacer una lista de propósitos para el año nuevo siempre es una opción interesante. Ahora bien, cuando se trata de que estos sean asumidos por los mayores, es una forma de que mejoren su salud.

Si estás en una residencia, tienes la ventaja de que no te has de ocupar de aspectos como la intendencia. Por lo tanto, dispondrás de mucho tiempo libre para hacer lo que te apetezca. Estas son algunas de las posibilidades que tienes a tu alcance:

1. Iniciar un plan de actividad física

Si te apetece mejorar tu condición física, una opción interesante es establecer un plan fijo. No en vano, uno de los grandes problemas está en el deterioro de la forma física si no se trabaja. Como en las residencias de la Tercera Edad dispones de gimnasio, no tendrás problemas al respecto.

2. Ampliar tu círculo de relaciones sociales

Si tu forma física te lo permite, puedes ampliar tu campo de relaciones sociales de dos maneras. En primer lugar, gracias a las actividades comunes que se programan en el recinto. Por otra parte, con el uso de las nuevas tecnologías como internet. Es importante que tengas claro que estar en una residencia no es un impedimento para esta cuestión.

3. Dedicar el tiempo a un hobby o estudiar

Ocupar tiempo en una actividad intelectual es beneficioso por varios motivos. Un hobby puede ser la manera de descubrir alguna habilidad que desconocías hasta ahora o perfeccionar alguna que ya conocías. Como el saber no ocupa lugar, iniciar estudios, sean estos reglados o no, es una forma de mantenerte en activo. A la larga, notarás la diferencia.

Las ventajas de una residencia de la Tercera Edad

Empezar el año nuevo con energía es bueno porque la psique ya se adapta a determinados ritmos. Por lo tanto, si puedes hacer algo por mejorar tu bienestar personal, no deberías eludirlo. En las residencias se dan todas las facilidades para que puedas realizar actividades, ya sea dentro o con salidas específicas. Si estás en un buen estado de salud, no vas a tener problemas.

Si la situación la está viviendo un ser querido mayor o dependiente, una residencia de la Tercera Edad puede ayudar. Por ejemplo, porque disponemos de psicólogos y animadores para revisar el estado de los residentes. En segundo lugar, porque contamos con todo tipo de dotaciones para que la estancia resulte lo más agradable posible. En definitiva, podemos asegurarnos de que tu familiar pueda realizar actividades que le ayuden a sentirse mejor.

Por todo ello, consideramos que Palau de Can Sunyer es un buen lugar para los mayores, más allá de su estado de autonomía física o cognitiva. Te animamos a que nos conozcas mejor para saber todas las posibilidades que tenemos a tu disposición y te deseamos un feliz año nuevo 2019.

Artículos Relacionados